UN SIMPLE INFORME.

0
150

López Obrador, cuando era oposición, criticaba los informes de expresidentes con muchos datos, criticaba los bajos crecimientos económicos y decía que no sabían como hacerlo; y por supuesto, criticaba las faltas de medicinas, porque decía que el dinero se usaba para comprar votos; pero hoy, que es presidente, y que ha tenido por más de un año la oportunidad de hacer las cosas mejor, nos ha defraudado.

Nadie puede decirse sorprendido de lo que dijo el presidente López Obrador el día de ayer, porque para él, fue un informe trimestral de gobierno; es decir, un pretexto para dar una serie de acciones y números, para intentar justificar que esta haciendo bien las cosas, a pesar de las críticas que día a día se incrementan, y que lo han llevado a perder popularidad en diversas encuestas.

En México como en el resto del mundo, la pandemia del virus COVID 19 esta generando múltiples enfermos y muertes; pero aquí con preocupación, el Presidente no esta tomando en serio la situación, lo que ha generado la burla en diversos memes en redes sociales; pero esa terquedad, que ya es evidente, solo transmite incertidumbre y desánimo, porque en el aspecto médico, sigue sin haber equipos ni protección básica para el personal.

Muchos esperaban que la tarde de domingo, López Obrador diera a conocer acciones concretas, para hacer frente al desastre económico que se avecina, después de que pasemos esta crisis médica, que según los especialistas, se llevará todavía algunos meses, y no, no sucedió, no hubo nada en concreto.

México es un país con una gran diversidad de personas, y en lo económico, hay empleados, emprendedores, y patrones; empresas  grandes, medianas y pequeñas; y sin embargo, no hubo alguna propuesta de apoyo que les generara esperanza en el corto y mediano plazo.

Lo que si hubo, fue un mensaje totalmente fuera de lugar, para continuar con obras millonarias capricho del presidente, mayor inversión a PEMEX y a refinerias, cuando el precio del petróleo esta por los suelos, un mensaje populista de una nueva reducción a sueldos, y una cuestionada eliminación de aguinaldos; y no podía faltar, ese discurso que forma parte del guión habitual, que fomenta la división entre mexicanos, cuando lo que más se requiere, es unión; pero por lo visto, el liderazgo en este tema, tendrá que tomarlo la sociedad, no hay de otra.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.